miércoles, 1 de marzo de 2017

Formas de pasar el tiempo solo/a

¡Hola, audaces!

Me ha parecido suuuuuper importante hacer hoy esta entrada, ¿Por qué? Porque me he dado cuenta de que existe muy poca gente capaz de entretenerse consigo mismo, de verdad. Me he encontrado con una gran cantidad de personas que son incapaces de hacer NADA si están solos. Algo que no me termina de entrar en la cabeza, porque si bien disfruto de la compañía de mis amigos y familiares, de vez en cuando necesitos un par de días para estar sola. De verdad, para estar completamente sola. 

Muchos de mis amigos no entienden por qué prefiero hacer ciertas actividades sola que acompañada o cómo es posible que en todo un fin de semana no salga de casa para nada (o en verano como he podido estar hasta cinco días encerrada en casa. Sí, amigos, soy una de esas personas.) Pero es que hay tantas cosas que puedo hacer sola y con las que me puedo tirar horas entretenida que no entiendo cuál es el problema. Además, otro punto a favor es que recargo mis energías y soy capaz de analizar mejor lo que me rodea, replanteo mejor los problemas y encuentro soluciones más eficaces. 

Por eso el post de hoy va sobre... ¡Formas de pasar el tiempo solo/a! (y no penséis taaaaaan mal...)



1. Leer y escribir. Sé que hay montones de personas que lo odian. Yo estuve en ese grupo, pero con el paso de los años y encontrando los libros perfectos, uno termina por cogerle el gusto a eso de la lectura. Es algo que disfruto muchísimo y que me ayuda a entender mejor a los demás, porque con la lectura soy capaz de ponerme en el lugar de otros. Con leer no sólo me refiero a novelas, sino a periódicos, otros blogs, artículos de revistas... las opciones son infinitas y seguro que puedes llegar a aprende mucho de todo lo que leas. En cuanto a escribir, no sólo lo hago en el blog, sino que escribo en Wattpad (aunque ahora tengo todas las historias paradas porque estoy centrada en otros asuntos) y escribo pequeños poemas (horribles, pero muy curativos) en un pequeño cuaderno que tengo. Es una forma de quitarme una pequeña carga de encima. 

2. Ver películas/series. A veces no siempre me quedo en casa porque tenga que hacer algo importante, tengo días de sofá y series/películas. Son esos días en los que no quieres contacto con la humidad, sino contacto con las series y películas que más te gustan y con las personas que están metidos en esos mundos. Debo reconocer que desde que hemos contratado una plataforma de series esto se ha convertido en uno de mis grandes pasatiempos...

3. Estudiar. Ya sé que diréis que soy un bicho raro, pero me gusta estudiar. No para un examen o para tener que sacarme una carrera, es más siempre he odiado eso, MUCHO... la maldita presión... Pero, me encanta estudiar para aprender nuevas cosas, en serio, soy una fan de aprender cosas nuevas, bien sea idiomas o tonterías de lo más variadas, es por eso que luego soy capaz de hablar y tener conversaciones de casi todos los posibles temas existentes. Algo muy útil en algunas ocasiones. 

4. Hacer ejercicio. No me gusta mucho hacer ejercicio con otras personas, nunca me ha gustado especialmente, ¿por qué? Por el hecho de que soy más bien bruta y no soy siempre la persona más grácil del mundo haciendo deporte. Algo que me incomoda. Además de las caras que puedo llegar a poner cuando estoy ejercitándome, creo que por eso empecé a correr, porque nadie te mira al 100% mientras corres. Ésta es también una forma de mantenernos en forma y llenarnos de energía positiva. 

5. Limpiar. Sé que os va a sonar suuuuuuuper raro, pero prefiero limpiar la casa sola. No soporto que alguien colque algo como no esy tener que recolocarlo. Si hay algo con lo que soy maniática es donde están las cosas y cómo se colocan (aunque tenga mis días de tirarlo todo al suelo y decir hasta aquí hemos llegado). De verdad, no me gusta tener a alguien preguntando "¿y ahora qué? ¿Qué limpio? ¿Cómo lo coloco?" Sin duda esto lo he sacado de parte de mi madre, en la que una parte de la familia está obsesionada con el orden en las casas.

6. Dibujar y colorear. Nunca se me ha dado bien, pero me gusta dibujar, aunque prefiero pintar. Es algo que me relaja y que me ayuda a descubrir pequeños detalles del mundo que me rodea. Colorear es uno de mis grandes pasatiempos y me ayuda muchiiiiiiiisimo a sentirme bien, por algún motivo.

7. Cocinar. Me encanta cocinar cuando tengo tiempo, sobre todo nuevas recetas o recetas de repostería, es algo que me fascina y que además me ayuda en muchas ocasiones a no tirar a la basura comida que de otra manera sí que hubiese desperdiciado.

8. Organizarme. Todas las semanas reservo una tarde entera para organizar la semana que comienza, normalmente es todos los domingos y de verdad que necesito hacer esto, porque con lo despistada que soy, siempre termino olvidando aquello que no me apunto en la agenda ¡fatalidad! Así que una tarde entera debo dedicarla a esto en exclusiva.

9. Mimos. Sí, sí, mimos. Guardo tiempo suficiente a la semana para dedicármelo, bien sea para darme un masaje, una limpieza de cutis o simplemetne para no hacer absolutamente nada y tumbarme en la cama. ¡Es mi tiempo y lo gasto como quiero! 

10. Viajes. En esta categoría debo incluir desde paseos hasta viajes en coche a lugares que no he visitado o museos, exposiciones y un largo etcétera. Me gusta viajar sola y lo haría más amenudo si tuviese tiempo, de verdad. Pero algo a lo que no renuncio es a perderme por las calles de Madrid, me encanta y me llena de vitalidad y de nuevos sitios que visitar SIEMPRE, encontrando rincones que de otra forma no hubiese decubierto nunca.


Pues por hoy ya está, ahí os dejo diez formas con las que pasar vuestro tiempo y experimentar con vosotros mismos. Además de para conoceros un poco más a fondo y saber quiénes sois ¡No olvidéis que nadie os debe conocer mejor que vosotros mismos!

Espero que os haya gustado el post. Nos leemos.

Sil.

6 comentarios:

  1. Vale, voy a empezar diciendo que me he enamorado de esta entrada. Te comprendo perfectamente, me encanta estar con mis amigos, salir y hacer cosas pero también necesito tiempo para mí, para estar sola. Es verdad, que mucha gente no lo entiende y se sorprende pero hay que aprender a estar solo con uno mismo y no "sentirse" solo, que es algo muy distinto. A mi me gusta salir a pasear, con música, mirar escaparates o simplemente dar vueltas por ahí, no lo hago tan a menudo como me gustaría pero me encanta. También hay muchas actividades en las que, o las haces en compañia o quedad raro porque nos hemos acostumbrado a eso, por ejemplo ir al cine, o es con gente o resulta extraño. Aunque adoro pasar tiempo sola (tiempo en exclusiva para mí, que como bien dices, que encanta gastar en lo que a mi me apetezca sin que nadie me tenga que decir como lo he de hacer... aunque siempre hay quien gasta un comentario) tengo que practicar más hacer esas actividades "de grupo" por mi cuenta.
    Me ha encantado esta entrada =)
    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Me muero con tus palabras, de verdad, hago entradas en este blog por cosas como esta, por qué sé que somos muchos los introvertidos que necesitamos a veces parar el carro y simplemente contemplar el mundo o reservar un poco de tiempo para nosotros. Me he encontrado a lo largo de los años a tanta gente que tenía miedo de decir que prefería estar solo a estar rodeados de gente, que ahora leyendo vuestros comentarios me da la risa.

      La verdad es que sí, necesitamos nuestro tiempo, necesitamos recargarnos de energía, me parece a mí. No tiene nada de malo y hay que hacer entender al resto que no nos pasa nada (¿Cuántas veces nos hemos topado con alguien que nos ha preguntado si nos pasaba algo por el simple hecho de querer estar solos? ¡A mí cientos!)

      Estoy muy agradecida por tu comentario y debo confesarte que yo he ido al cine más de una vez sola, a veces es hasta mejor (se consiguen mejores asientos y no tienes que discutir con nadie sobre dónde sentarte. ¡Son todo ventajas!)

      Muchos besitos y nos leemos pronto.

      Sil.

      Eliminar
  2. Esta entrada de verdad que me ha encantado, y es muy cierto lo que dices esta bien estar acompañado, pero tambien hay que aprender a estar solo y ocupar nuestro tiempo en cosas productivas :D seguire tus consejos, saludos nwn

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola, Diana!

      Muchas gracias por tu comentario, por supuesto que hay que aprender a estar solo, yo creo que es algo muy básico. Aprendiendo a estar solos nos conocemos mejor y sobre todo, podemos ver cuándo alguien nos hace daño. Creo que es uno de los grandes problemas que hoy en día tiene mucha gente, ¡no saben estar solos! Por eso buscan la compañía, a veces, en personas que no merece la pena.

      Así que mi consejo es aprender a estar solo, conocerte, saber lo que te gusta, en qué gastas tu tiempo y disfrutar de la soledad, sin pensar que por disfrutarla somos raros o nadie nos quiere. ¡Eso es una tontería!

      Un abrazo muy fuerte y nos leemos pronto.

      Sil.

      Eliminar
  3. La verdad es que a mí me encanta pasar tiempo sola y siempre tengo cosas que hacer.
    Un beso, me quedo por aquí :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola, Tamara!

      A mí me pasa igual, no sé cómo siempre tengo miles de cosas y parece que nunca tengo suficiente tiempo, de verdad. Hay en ocasiones que algo me absorbe tanto que parece mentira, pero me puedo pasar horas y horas sola.

      ¡Muchas gracias por tu comentario, nos leemos!

      Sil.

      Eliminar