miércoles, 24 de enero de 2018

10 Sitios que visitar en Oporto

¡Buen miércoles a todas y a todos!

En el post de hoy os voy a enseñar diez de los sitios que creo son claves a la hora de visitar la ciudad de Oporto (Porto, Portugal). Si no lo sabíais, Oporto es la segunda ciudad más importante de Portugal detrás de Lisboa y se encuentra en el norte del país. Está situado en la ribera derecha del Duero en su desembocadura en el océano Atlántico y cuenta con una tradición vinícola muy importante, siendo el vino de Oporto uno de los primeros en obtener la denominación de origen y diferenciarse de otros tipos de vino. Así que si sois apasionados de esta bebida, desde luego en Oporto tenéis un destino muy acorde a descubrir todo lo referente a la pasión de Dionisio. Es una ciudad muy antigua y todavía son visibles algunas de las antiguas casas que estaban en ruinas, pero que gracias a un plan de restauración y renovación de la ciudad están reformando y adecentando para el disfrute de los habitantes de la ciudad y los miles de turistas que la visitan todos los años. Y ahora que os he presentado un poco la ciudad, ¿empezamos con los diez sitios que debéis visitar si vais a Oporto? ¡Vamos a ello!

1. La Estación de Porto-São Bento
Esta estación se encuentra en una zona muy concurrida de Oporto y siempre que la visitéis os encontraréis a gente yendo de un lado para otro. Esta estación de ferrocarril sigue en funcionamiento y se localiza en en la Praça de Almeida Garrett, si es famosa es por su interior, decorado con paneles de azulejos por todas partes, de gran belleza, y que ilustran momentos importantes de la historia y tradición de Portugal. Es completamente gratis entrar a ver la estación por dentro, así que no dudéis y echadle un vistazo. 

2. Livrería Lello e Irmão
Livrería Lello e Irmão
Si os gustan los libros y sobre todo si sois fans de Harry Potter debéis ir a esta librería, pues en ella se han rodado varias de las escenas de las películas que discurren en Flourish y Blotts. Se dice que es la librería más hermosa del mundo, y sin duda es impresionante. Dentro hay variedad de libros, pero me decepcionó bastante no encontrar tantos como me esperaba. Eso sí, disfruté como una enana subiendo las escaleras y viendo las cristaleras. Para poder entrar se necesita comprar una entrada en una tienda ubicada en una de las esquinas de la calle donde se asienta (nosotros pagamos 4€ cada uno). Os aviso: suele llenarse con bastante facilidad, así que lo mejor es ir a primera hora de un día entre semana (exceptuando el viernes que también se llena mucho). Nosotros fuimos un miércoles y lo cierto es que había gente, pero al menos se podía respirar. 

3. La Catedral de Oporto - Sé do Porto
De la catedral impresiona el lugar en el que está, pues deja toda la zona de la ribera del Duero debajo y se puede tener una vista panorámica del mismo y de la ciudad que está justo frente a Oporto, Vila Nova de Gaia. La entrada a la catedral en gratuita, así que si podéis entrad a verla, porque también es muy bonita. Aunque sin duda, a mí lo que me enamoró fueron las vistas desde allí. 

Puente Don Luis I
4. Puente Don Luis I
Es el emblema de la ciudad de Oporto y un lugar que debe ser visitado, tanto su tablero superior, por el que pasa el metro de Oporto y por el que se puede caminar (aunque con mucho cuidado, porque apenas hay espacio entre el tren y la barandilla del puente), como por su tablero inferior que está abierto al tráfico rodado y por el que también puede uno caminar (aunque de nuevo, la acera existente es bastante pequeña, por lo que hay que tener cuidado cuando uno se cruza con alguien). 

5. Torre de los Clérigos
Junto con la Iglesia de los Clérigos es uno de los sitios que también se debe visitar, en especial la torre y subir hasta arriba del todo para tener a nuestros pies toda la ciudad. Son escaleras muy estrechas y cruzarte con alguien supone aplastarte contra la pared para que pasen (especialmente en las parte más superiores de la torre que son muy estrechas), pero merece mucho la pena la subida. Eso sí, intentad ir a primera hora y entre semana, se suele llenar también muy rápido y eso impide tener vistas adecuadas o simplemente poder pasar dentro para subir. La entrada cuesta 4€ y da acceso, además de a los 240 escalones de subida, al museo de la iglesia. La entrada a la iglesia sí que es gratuita y podéis pasar sin problema a observarla. 

6. Jardines del Palacio de Cristal
Ahora ya no existe más el Palacio de Cristal que ha sido sustituido por el Pabellón Rosa Mota, los jardines siguen conservando su aspecto romántico y son una delicia para un pequeño paseo. Además os podréis encontrar con pavos reales, gaviotas y palomas que interactúan con todos los paseantes o simplemente sentaros en un banco a descansar y observar la preciosidad de jardines. 

7. Palacio de la Bolsa de Oporto
Sala Árabe en el Palacio de la Bolsa 
Sin duda uno de los sitios que más me gustó fue este precioso edificio, en especial la sala árabe que tiene, una sala cuidada hasta el más mínimo detalle y que me robó completamente el corazón con su decoración. El edificio es impresionante, decorado en todas sus esquinas, paredes y suelos, con visitas guiadas (a nosotros nos costó 5´50€ por ser estudiantes) que nos explican la construcción, las salas y la decoración. 

8. Mosteiro da Serra do Pilar
Situado en Vila Nova de Gaia, subir a este monasterio quita un poco el aliento, tanto literal como de forma figurada. Nosotros subimos desde la ribera del río y lo cierto es que me quedé bastante sin aire, pero al llegar arriba una se queda aún más sin aire al observar las vistas tan maravillosas que hay de todo Oporto, como si de una postal se tratase. El Monasterio se puede visitar, pero nosotros por falta de tiempo no pudimos meternos dentro. 

Majestic Café
9. Santa Catarina, la Capilla de las Almas y el Majestic Café
Santa Catarina es la calle con más actividad comercial de todo Oporto, aquí se concentran la mayor parte de las tiendas de la ciudad, sería como la Gran Vía Madrileña, aunque bastante más pequeña (pero es que Madrid es demasiado grande). De esta calle, además de las tiendas, hay que destacar la Capilla de las Almas, una construcción con la fachada cubierta por miles de azulejos y que destaca entre el resto de edificios sin poder evitarlo. Uno no puede pasarla por alto, de verdad, es un contraste tan especial junto al resto de edificios, que quita el aliento. También hay que destacar de Santa Catarina el Majestic Café, un café histórico en el que las principales personalidades de la ciudad de Oporto se han reunido desde su inauguración para diversas tertulias. Su estilo arquitectónico modernista es sumamente elegante, pero los precios de su carta son algo abusivos, si soy sincera. 

10. Iglesia do Carmo e Iglesia das Carmelitas
Dos iglesias separadas por una casa de apenas un par de metros. Los azulejos de nuevo hacen su aparición y el estilo rococó de una de ellas contrasta con la sobriedad de la otra. Queda justo frente a la universidad de Oporto, a la que también podéis echar un vistazo si queréis. 

McDonald's Imperial
Extras:

11. Iglesia de San Francisco
Destaca su interior y la colección de retablos que hay dentro de ella. 

12. El McDonald's Imperial 
Nosotros lo utilizábamos como base de operaciones para reponer fuerzas, porque estaba super cerca de nuestro hotel, era muy barato y yo podía comer sopas (en serio, buenísimas). Tanto el exterior como el interior han respetado el estilo con el que fue construido y es una delicia comer dentro, parece que estás en un restaurante elegante, pero en realidad estás en un simple McDonald's. 






Hasta aquí el post de hoy, ¿qué os ha parecido? ¿Os han entrado ganas de viajar a Oporto? ¡Espero que sí!

Recuerda dejar tu comentario y te contestaré encantada. 


¡Nos leemos!


2 comentarios:

  1. ¡Hola!
    Qué buenas sugerencias 💘
    Me alegro que hayan tenido la oportunidad de pasarse por Oporto, debe ser una ciudad hermosa.

    ¡Abrazos!

    ResponderEliminar
  2. Nunca he estado en Oporto, y no está entre mis planes próximos, pero me llevo apuntados un par de sitios por si en un futuro llegara a ir <3

    ResponderEliminar